Generales

Empresas que venden GAS LP hacen de las suyas –Venden el gas incompleto

image_pdf
cozgaseras1920 Cozumel|Nov2014|Redacción.- Las empresas que venden gas LP “Ven la tempestad y no se hincan”, y es que pese al operativo permanente de verificación que está llevando a cabo la Procuraduría Federal del Consumidor (PROFECO) en los comercios, estos continúan vendiendo gas butano incompleto. Un consumidor que tras varios meses tenia la sospecha que la empresa Gas Tomza y Zeta Gas le ha estado vendiendo gas incompleto a su cilindro de 20 kilos, finalmente compró una báscula y fue entonces que comprobó que sus sospechas eran verdaderas, ya que en dos ocasiones detectó que le vendieron menos kilogramos que lo que pagó. COMO DETECTAR LA IRREGULARIDAD DE LAS GASERAS. Cuando al consumidor se le gasto el gas LP decidió pesar el cilindro, y este registró un peso aproximado de 19 kilogramos vacío, y posterior solicitó el servicio a Tomza Gas, y fue entonces que llegó la camioneta, se llevo el cilindro y horas más tarde regresó con el mismo cilindro que al ser pesado, este registró un peso de 32 kilogramos, haciendo falta 7 kilogramos de gas. Este incidente se le reportó al chofer repartidor, quien alego que no él lo llena, y esa es la cantidad que debe contener el cilindro, ya que mencionaron que el sólo tanque pesa 12 kilogramos mas 20 kilos de gas, hace los 32 kilogramos, sin embargo ante la insistencia del consumidor al chofer no le quedó de otra que llevar el cilindro y posterior lo regreso y fue que al pesarlo el tanque registró cerca de 40 kilogramos. POR SEGUNDA OCASION En fecha reciente cuando se gastó el gas, el consumidor de nueva cuenta peso el cilindro que registró 19 kilogramos, pero en esta ocasión acudió a la Planta de Tomza Gas para que le vendan dicho gas, pensando que ahí si se lo iban a entregar completo, pero vaya desilusión se llevó, y es que cuando regresó a su vivienda, pesó el cilindro, y se percató que el tanque tenía solo 33 kilos de los 40 que debería contener. De nueva cuenta regresó el cliente a la Planta para que le completen el gas faltante, y fue ahí donde unos empleados con todo el descaro del mundo aceptaron que venden gas LP incompleto, pero que ellos no tienen la culpa, pues que es la maquina que “Calcula” cuantos litros corresponden a un kilogramo de gas, y automáticamente se detiene una vez que calculó que ha ofrecido los 20 kilogramos. No obstante el cliente refirió que iba reportar a la PROFECO, y fue que los empleados cambiaron de postura, y uno de ellos visiblemente molesto dijo textualmente “Pásame el tanque, te lo voy completar”. Efectivamente cuando el cilindro se pesó nuevamente arrojó un peso aproximado 40 kilogramos. Es lamentable que esta situación continúe, sin que las autoridades tomen cartas en el asunto, porque que afecta en gran medida a los clientes, tomando en cuenta el alto costo del gas butano. En otros lugares las autoridades reguladoras exigen que en cada carro repartidor conte con una báscula calibrada, para que al momento en que se lleven el cilindro vacío sea pesado ante la presencia del cliente, y cuando regresen de nueva cuenta se pese con todo el gas que le suministraron. Cabe precisar que las dos gaseras que existen en la isla ofrecen kilogramos incompletos, lo que es una grave afectación a los clientes, pero lo penoso es que este tipo de abuso a los consumidores continuará, mientras que la PROFECO no aplique las sanciones correspondientes. Con el operativo permanente que está llevando a cabo la delegada de la PROFECO Sara Latife Ruiz en todo el estado, existe la confianza que en una de estas, se realice una verificación a las gaseras para que puedan comprobar que no venden kilogramos completos de gas butano.
Click para comentar

You must be logged in to post a comment Login

Dejar una respuesta

Arriba